1

¿cuál es la astrología más precisa?

la que mejor maneje el astrólogo que consultas.

2

¿la astrología me dice con quién me casaré?

mejor dicho, dice lo que buscas en una pareja y el tipo de pareja que buscas, puede indicar los vicios actitudinales en tu vida diaria y el tipo de intimidad que sueles esperar o dar al estar en pareja. Con lo anterior, apunta a los usuales escenarios que sueles construir en dupla.

3.

¿por dónde empiezo para saber de astrología?

Hay diferentes formas de empezar.

4 puntos, o la correlación entre los primeros 3: a) astros, b) signos, c) casas, permiten la aparición de d) alineaciones. Si esto te parece demasiado, empieza con los elementos y modalidades de los signos zodiacales. Son 4 elementos y 3 modalidades. Si lo anterior no es captado, tienes que saber que los 7 astros de la antigüedad dominaban a los 12 signos del zodiaco, aprende a identificar las correlaciones entre astros y signos.

4.

¿Cuándo empezó la astrología?

Empezó desde que se empezaron a observar y registrar ciclos o patrones climáticos, relacionados con la luna y el sol; también en relación a estaciones del año. También a partir de la observación y detección de las estrellas móviles, luego llamados planetas o astros, es decir, los cuerpos celestes empezaron a tener ritmo, cadencia, tonalidad, colores y luego entonces, se les relacionó con vivencias más cercanas al humano. Lo anterior concluye en un año en función de los nuevos hallazgos y descubrimientos antropológicos vinculados a la aparición de la escritura, los números y la contemplación del cielo.

5

¿la astrología puede predecir el embarazo?

sí, yo lo he hecho, es posible en función de la ciclicidad lunar de una mujer. La técnica se llaman PROGRESIONES secundarias. Aunque el “¿cuándo y cuantas veces puedo embarazarme?” es muy diferente en función del uso de voluntad, decisión, acción y consciencia de las acciones propias.

6

¿cuantos signos zodiacales soy?

Definitivamente puedes ser un poco de los 12, y usualmente más de 3. No somos un solo signo zodiacal. Un signo zodiacal para la astrología normalmente representa una tonalidad, o color usual en nuestro comportamiento o actitud. Podemos llevar la vida con diferentes actitudes, perspectivas o cada persona puede tener diferentes componentes actitudinales en su estructura temperamental; también en función de las circunstancias, la persona puede experimentar diferentes tonalidades o rasgos de su comportamiento. Lo anterior se debe a las diferentes funciones de los astros, ya que normalmente no es posible encontrar todos los astros o puntos del cielo en un solo signo, siempre o casi siempre están distribuidos en diferentes signos zodiacales.

7

¿son diferentes la astrología de la astronomía?

sí, muy diferentes, la astrología y la astronomía nacieron como una misma. Con la llegada de una visión científica o positivista se diferenciaron especialmente a los procesos interpretativos, mientras que la astronomía se basa en la detección de hechos, rasgos, cuantificando de los cuerpos celestes, la astrología procura identificar un relación entre los movimientos de los astros con los sucesos y vivencias en la tierra o incluso dentro de las sensaciones de las personas.

8

¿Cómo trabaja la astrología?

En parte, lo menciona la pregunta 7, se toman los cuerpos celestes como referencia de las vivencias del humano, son 7 principales cuerpos, aunque hay otros poco visibles y otros invisibles pero matemáticamente sustentables, todos los cuerpos se desplazan por una banda, banda dividida en 12 para dar así obtener los signos zodiacales. Así que las 12 zonas de la banda se fusionan en la interpretación a partir de un momento y lugar específicos, lo anterior, suele graficarse en diferentes tipos de esquemas, pero uno de los más conocidos es la CARTA ASTRAL o también llamado MAPA ASTRAL.

9

¿la astrología puede ser peligrosa?

sí, ya que sí se puede inducir miedo si las condiciones del astrólogo o del intérprete convergen con una voluntad débil y poco auto-crítica o poco auto-reflexiva. El miedo del lector o usuario junto con una intención maliciosa puede traer severos daños tanto a la comunidad de astrólogos como a los usuarios. La astrología usualmente no es una herramienta ni de control, ni de sometimiento, ni de estafa en sí misma. De hecho, en los recientes 50 o 100 años, junto con las investigaciones en psicología, se ha dado una astrología como herramienta para el desarrollo de consciencia, cuando en milenios pasados solo era una pauta de pronóstico o predicción. 

10.

¿con qué signo zodiacal soy compatible?

Con cierta viabilidad se puede decir que hay una atracción y también compatibilidad con el signo séptimo después del propio. Usualmente lo identificas por medio de la casa 7 y 9, lo anterior es posible de reconocer si miras tu carta astral. También los astros dentro de estas casas arrojan información al respecto. Se debe agregar también la posibilidad de las formas en la que los astros pueden “friccionar” entre sí al comparar la estructura de los mapas de dos personas. Normalmente las mujeres sienten atracción por el signo en el que se encuentre Marte, mientras que con los hombres pasa lo mismo en función de la posición de Venus.

11

¿la astrología me puede indicar/sugerir en qué ciudad me conviene vivir?

Sí, se llama astro-cartografía. Es un estudio especializado donde se detecta armonía entre tus astros “proyectados” o visualizados por todo el globo terráqueo a partir de tu carta astral para distinguir zonas con disposición de abundancia, crecimiento, receptividad, amabilidad o bienestar, así como zonas incómodas, inviables o hasta “inadecuadas”.

12

¿cómo me ayuda la astrología?

Depende mucho del astrólogo, incluso de la dinámica entre tú y el astrólogo. Además del tipo de circunstancia que te ronden actualmente o inquietudes del momento. Pero principalmente en una consulta personalizada, es posible detectar los ciclos cercanos, relevantes, usuales o llamativos próximos a la actualidad de tu vida. Además de arrojar una identificación de patrones conductuales, emocionales, actitudinales para posibilitar, primero una mirada alterna pero cercana a tu propia realidad, en segundo plano una serie de vertientes para ser usadas o aprovechadas.