Del 26 al 29 de Enero.

Ya que solo las acciones nos llevan a los hechos y las emociones rigen nuestro principal sentido de bienestar, la cuadratura entre Marte y Neptuno podría llevarnos por despertar amargo a pesar de las principales dinámicas del curioso primer mes de 2020

Los astros que nos ayudan a enfocar nuestros recursos para la acción y sus efectos se dan con astros como Júpiter, Sol y Marte. Estos astros en su desplazamiento por los signos y sus alineaciones no invitan a detectar aquello que no va con nuestras prioridad o el distanciamiento que hay entre lo actual y lo buscado.
Actualmente Júpiter durante la mayoría del 2020 se desenvuelve en Capricornio, nos permite tomar acciones y decisiones con temas que nos parecen centrales o primordiales en la vida material. Mientras que Marte, como una vez cada año, aproximadamente, logra una cuadratura con Neptuno, aunque afecta principalmente al género masculino, en signos se refleja por medio de los Piscis, Aries, Escorpio y algunos Sagitario; en segundo plano, es decir, de forma menos contundente también afectará a los Tauro, Libra, Cáncer y Virgo; lo anterior de signo solar y/o ascendente.

Para visualizar las principales consecuencias de esta cuadratura, empecemos por comparar las vivencias con las alineaciones anteriores:

A finales de Abril 2019
A mitad de Febrero 2018
Primera quincena de Mayo 2017

Finales de Agosto 2016
La última semana de Mayo y primera semana de Junio 2015.

Los temas de Marte usualmente van en torno al enojo, la ira, la violencia, lo sexual y la acción enérgica; mientras que los temas de Neptuno conllevan lo trascendental, lo hipnótico, la ensoñación y los procesos de fusión, usualmente amorosamente. Estos dos astros en choque o pugna pueden llevarnos a mostrar malestar por algún sentimiento de engaño, pero lo importante es el descubrimiento de auto engaño dado por una percepción incorrecta o deformada por creencias erróneas respecto al amor y respecto al sentimiento de unión entre dos personas, incluyendo el sentimiento de fusión entre un grupo y una persona.

Lo anterior, una fórmula de solo 2 signos y 2 astros merece sumemos la atípica situación de incluir a la Luna y a Venus multiplicando las sensaciones, consecuencias y contrastes emocionales y perceptivos. Esto es muy raro o atípico, la alineación de cuadratura podría rendir una semana o 10 días, pero el día preciso en que la cuadratura pasa por el momento más álgido, al mismo tiempo Venus y Luna pasan por el mismo grado en el que se desenvuelve Neptuno en el grado 16 de Piscis y Marte en el grado 16 de Sagitario, dando especial énfasis a las dinámicas del 27 y 28 de Enero.

Depende del ascendente de cada quien, las consecuencias se verán de tal o cual forma. Como esta alineación se da a la mitad de los signos, algunas personas vivirán las consecuencias de la alineación en un casa anterior o posterior siendo el mismo ascendente.

Para entender esto de las casas, cada persona, debería preguntarse y responder ¿qué planetas de su Carta Astral se encuentran entre el grado 15, 16 y 17 de los signos mutables: Piscis, Géminis, Sagitario y Virgo, usualmente las personas encontrarán las siguientes distribuciones:
Casas:

1, 4, 7 y 10
2, 5, 8 y 11
3, 6, 9 y 12.
Es decir, los grados 16 de los signos mutables usualmente comparten esta secuencia en sus casas:
1 – 4: El “yo” contrariado por alguna comunidad u hogar.
2 – 5: Lo “mío” contrariado por algún ser querido al cual se le entrega o se muestra la posesión personal

3 – 6: Lo que se sabe, dispuesto a ponerse funcionalmente útil en lo laboral.
4 – 7: La comunidad inquieta por una alianza de dos partes.

5 – 8: Los actos generosos sopesados por un proceso de división o multiplicación de dos partes.

6 – 9: El hábito de servir, rechazado o catalogado como inviable o indispuesto frente a las expectativas y perspectivas de vida.
7 – 10: La alianza de dos partes, administrado o avalado legalmente por una institución superior.
8 – 11: Lo perdido como una sensación de pesar frente a la oportunidad de abrir las alas a la libertad.

y

9 – 12: La visión del futuro en contraste con la espiritualidad presente en forma de intangible actual.

10 – 1: la institución reguladora de la individualidad.

11 – 2: la grupalidad capaz de tomar y fraccionar las posesiones singulares.

12 – 3: Lo desconocido confrontado a lo dicho y mencionado.

Ejemplos:

1 – 4: cuando alguien queda supeditado a las decisiones familiares.

2 – 5: cuando regalas a una persona amada hasta quedarte con mucho menos.

3 – 6: Cuando lo que sabes no aplica en el ámbito laboral.

4 – 7: Cuando una familia niega, incomoda o rechaza a un nuevo integrante como pareja del otro.

5 – 8: Cuando un ser amado fallece.

6 – 9 Cuando tu religión no te sirve en los momentos de dolor, ni te brinda sustento para la vida diaria.

7 – 10: Cuando una pareja se aleja por razones legales, profesionales o por deberes.

8 – 11: Cuando la muerte se percibe como una acceso de libertad, suicidio; cuando pierdes una amistad por intereses económicos o administrativos.

9 – 12: Cuando tu religión o la idiosincrasia sobre la muerte, el espíritu y lo trascendental se ven truncados frente a una experiencia límite o cumbre.

10 – 1: Aplicación de las leyes, instituciones o jefes políticos o simbólicos.

11 – 2: Cuando una amistad se rompe por diferencias de estrato socio-económico.

12 – 3: Cuando no hay palabras para pronunciar las sutilezas de la vida.